https://youtu.be/maM5QI3REw8

Mi foto

Soy sincero, y por ello me gusta que lo sean conmigo, hay cosas que no se pueden fingir,cuando se esta solo, como son el dolor; y los sentimientos..

miércoles, 17 de febrero de 2010

Mareando la perdiz..

Marear la perdiz es hacer perder el tiempo intencionadamente, en rodeos o dilaciones que retrasan u obstaculizan la resolución de un problema. En el acto de marear la perdiz se precisan, como mínimo, dos colaboradores, uno es la pobre perdiz, que suele estar sola y desamparada, y el otro es el canalla del mareador, que normalmente está sólo, pero a veces está malvadamente acompañado. Marear la perdiz es una costumbre típica y exclusivamente Española, y está muy arraigada en la población, pese a que se calcula que hay una perdiz por cada millón de habitantes, gatos incluídos; así que nunca veréis un Ingles, o un mejicano mareando la perdiz.

Marear la perdiz provoca adicción, y si uno no tiene cuidado puede acabar transformándose en una oveja negra